Smartmatic denuncia manipulación en los resultados de la ANC

La empresa que se encargó del conteo de votos de la elección de la Asamblea Nacional Constituyente, Smartmatic, informó que hubo “manipulación” en los votos de la pasada votación.

Smartmatic ha proporcionado la plataforma tecnológica de votación y servicios para las elecciones en Venezuela desde 2004, incluyendo la elección del domingo para la Asamblea Constituyente. La empresa aseguró que “gracias a la existencia de este robusto sistema automatizado de votación es que podemos saber, sin lugar a dudas, que en las pasadas elecciones de la Asamblea Nacional Constituyente hubo manipulación del dato de participación”.

Las cifras oficiales del gobierno venezolano aseguraron que la elección tuvo un 41,53% de participación con 8 millones de venezolanos en las urnas. Sin embargo, Smartmatic estima “que la diferencia entre la cantidad anunciada y la que arroja el sistema es de al menos un millón de electores”.

Rueda de prensa

El director, Antonio Mugica, comunicó hoy en una rueda de prensa que han discutido con el gobierno de Venezuela sus hallazgos. “No sentimos que alertar a las autoridades del CNE antes de hacer esta declaración fuera lo correcto”, explicó. Mugica aclaró que la cifra de un millón de votos era una primera estimación y que para tener un número más preciso había que realizar una auditoría.

“Pensamos que a las autoridades no les iba a gustar lo que teníamos para decir”, expresó Mugica. Señaló que los números están ahí para quien quiera analizarlos y concluyó que puede “asegurar que las cifras oficiales y las que arrojó el sistema no concuerdan”.

Smartmatic

Nacida en Venezuela y ahora cuenta con sede en Londres. En sus comienzos se le atribuyeron estrechos lazos con el Gobierno de Venezuela. Sin embargo, con su creciente presencia internacional, la empresa puede haber decidido que su credibilidad es mucho más importante que cualquier vínculo que haya podido tener con la Revolución Bolivariana.

En Venezuela, la oposición denunció -en su momento- que el sistema no había evitado fraudes durante el referendo revocatorio de 2004. Sin embargo, el proceso fue validado por observadores electorales de la Unión Europea, el Centro Carter y la OEA. Esta es la primera vez que la empresa entra en contradicción con las autoridades electorales de un país.

 

NotiExpésate/ML

Deja un comentario